La noche se agita. Plume precedido por Lejano interior

«No existe un yo. No existen diez yo. No existe el yo. YO es tan sólo una posición de equilibrio. (Una entre mil otras continuamente posibles y siempre dispuestas.) Una media de “yo”, un movimiento de masas. En nombre de muchos firmo este libro.» El inconformismo radical y la infinita curiosidad de Henri Michaux lo llevaron a aventurarse como pocos en los confines de la experiencia humana y a traducir esas exploraciones en una intensa búsqueda de los límites expresivos del lenguaje poético. Sin embargo, Henri Michaux no goza todavía de mucho predicamento en nuestro país, a pesar de contar con admiradores tan célebres como Octavio Paz y Jorge Luis Borges, quien tradujo una obra suya. Su escritura se caracteriza por el relieve y los rasgos peculiares que adquieren el cuerpo y las funciones físicas, la rebelión contra el conformismo burgués —que trasciende la crítica social o política para socavar los mismos cimientos del pensamiento occidental—, así como por la presencia constante de los viajes a través del mundo conocido y de otras tierras extrañamente semejantes a la nuestra, pobladas por plantas y seres monstruosos o maravillosos que comparten nuestras mismas aficiones y pasiones, pero que proceden de la imaginación del escritor. La noche se agita y Plume precedido por Lejano interior son dos de sus obras más representativas, indispensables para apreciar el espíritu de Michaux en esa conjunción de agresividad y humor, harto sombrío, que desdramatiza la desgarradora soledad e indefensión humanas. De ahí surge ese perfecto antihéroe, comparado a veces con Charlot, que es Plume.
Colección
Poesía
Materia
Poesía
Idioma
  • Français
EAN
9788496720848
ISBN
978-84-96720-84-8
Páginas
444
Ancho
17 cm
Alto
24 cm
Fecha publicación
02-10-2009
Rústica con solapas
29,90 € Comprar en Imosver

Sobre Henri Michaux

  • Henri Michaux
    Nació en Namur (Bélgica) en 1899. De muy joven se sintió cautivado por el misticismo, pero a los veinte años dejó los estudios y se enroló como marinero para recorrer el mundo. Al regresar, abandonó Bélgica y se instaló en París, desde donde siguió viajando a lo largo de su vida.... Ver más sobre el autor